miércoles, 26 de junio de 2013

HABLEMOS DE EDUCACION

Educar es trasmitir conocimientos, repiten incansables los neoliberales. Así que para cerciorarme de sus conocimientos lingüísticos consulto el diccionario de la Real Academia Española:
Educar:del latín educare, guiar: 1. dirigir, encaminar, adoctrinar //2.desarrollar o perfeccionar las facultades intelectuales y morales del niño o del joven por medio de preceptos, ejercicios, ejemplos etc
No, no es trasmitir conocimientos, es desarrollar toda la potencialidad del niño para que pueda comprender y transformar la realidad. Los conocimientos son puros medios. Es guiarle, sí, y para eso hay que ser muy veraz y clarificar hacia dónde queremos guiarlo.
Si lo que queremos es una sociedad con una élite despiadada y competitiva y con una masa sumisa y rentable, entonces podría valer el modelo educativo neoliberal. Y que no pretendan acusar de doctrinarios a los que defienden la escuela como la guardiana de unos valores que deben guiar a los niños para un modelo de sociedad distinto, equitativo, respetuoso con las diferencias, responsable con la preservación de nuestro planeta para las generaciones futuras, donde el respeto a la libertad y unicidad de cada individuo vaya pareja a la cooperación y colaboración para el bien común, donde se compite pero para cooperar. Porque por más que lo disfracen también se adoctrina enseñando a competir rabiosamente, a ser el mejor a toda consta y caiga quien caiga, a fortalecer su identidad en contra de los otros considerando malo y perverso todo lo que es de otra manera.
Hace unos días leí una noticia sobre el proyecto Mars One de una organización privada holandesa para establecer una colonia en Marte. A los candidatos no se les demanda ninguna preparación académica pero sí cinco características  claves del carácter: resilencia, adaptabilidad, curiosidad, confianza y cratividad. Curioso ¿no? Que para conquistar la realidad no pidan la lista de los reyes godos o los afluentes del Ebro.

Imagen:avanceyperspectiva.cinvestav.mx