lunes, 6 de agosto de 2012

NO ME GUSTA COMO SON LAS COSAS

Sigo avanzando en la lectura de "Las empresas sociales" y encuentro en las maravillas de la tecnología un medio de compartir el entusiasmo que me despierta con el puñado de lectores de este blog. Los días de este cálido agosto también pueden ser días para la esperanza.
"La motivación para poner en marcha o unirse a una empresa social es simple. Comienza con el idealismo y la esperanza que están profundamente arraigados en todos los seres humanos.
Si alguna vez has pensado: "No me gusta como son las cosas a mi alrededor; es doloroso vivir en un mundo donde el hambre, la pobreza, la enfermedad, el analfabetismo y el desempleo afligen a tantas personas; quisiera ver la desaparición de esas cosas terribles" entonces la empresa social puede ser parte de tu vocación...Los brotes de justicia y misericordia están siempre luchando por crecer a través de las grietas. Si los alimentamos y los nutrimos, podemos transformar este planeta en el jardín en el que sueñan vivir todos los seres humanos"
Y habrá que luchar, y mucho, contra la desesperación, contra la precipitación impaciente de la violencia. Pero junt@s podremos.
Las Empresas Sociales, Muhammad Yunus.