martes, 26 de abril de 2016

    Por Inmaculada Torres, Concejala de Ganar Alcorcón, militante de EQUO

    El alcalde de Alcorcón, el Sr.David Pérez, que presidió este fin de semana el aniversario de la Coronación Canónica de la Virgen de los Remedios celebrada el 25 de abril de 2015, anunció que cambiará el nombre de la Plaza Jardines de la Ermita por el de parque de la Coronación de Nuestra Señora de los Remedios. Ante este anuncio, quisiera manifestar mi postura a favor del laicismo como garantía para la convivencia pacífica, respetuosa con la diversidad de creencias religiosas o con la ausencia de ellas. Posturas como las del Sr. David Pérez   contribuyen a privilegiar a un sector de la vecindad en detrimento de otros, lo cual es un obstáculo para dicha convivencia.  

      Cito la introducción del capítulo sobre el laicismo de Ganar Alcorcón: 

Ganar Alcorcón considera que el laicismo, separación entre los poderes públicos locales y las religiones, es un elemento clave para conseguir un marco de convivencia pacífica, civilizada y solidaria entre las personas en un mundo cada vez más diverso e intercomunicado, garantizando el respeto a los derechos humanos de  igualdad y libertad, sólo limitada por el respeto al orden público y las leyes. Ninguna persona o grupo será discriminado o privilegiado por razón de ideología, religión o ausencia de ella. Para ello se establecerán propuestas de actuaciones genéricas y concretas y un calendario de aplicación progresivo dentro de las competencias municipales, tomando como base las propuestas de Europa Laica, que incluimos en nuestro programa. 

(Programa de Ganar Alcorcón, punto 1.6. Por un gobierno municipal laico)